Anime

Navaja Suiza #2: Moyashimon

¿Cómo están banda?

¡Bienvenidos al segundo post de la Navaja Suiza!

El arte de la caricatura se puede reflejar en crear los personajes más simples separados de la realidad lo suficiente como para ser reconocibles sin ser fotocopias de su contra parte del mundo real, así como conseguir la mayor capacidad expresiva con el menor número de líneas.

Disney nos hace creer que los animales pueden sentir y vivir. Pixar nos hace creer que jugetes y robots pueden hacer lo mismo.

Pero sólo Masayuki Ishikawa tuvo la brillantísima idea de darle al mundo microscópico de las bacterias y los hongos vida, por impronbable y extraño que parezca, el resultado es una obra mestra de la creatividad japonesa: Moyashimon.

Un animé que se pierde en el mar de refritos shounen (te estoy viendo Nabruto) y los muchos géneros que aquejan este sagrado hobbie como a un cáncer bengino; Moyashimon es una bocanada de aire fresco para los que buscan cosas nuevas. Esta serie no los defraudará.

Moyashimon trata sobre las aventuras de Sawaki Souyemon Tadayasu, un joven de primer semestre en una Universidad de Agricultura que tiene la habilidad de ver y comunicarse con microorganismos. Pero no los ve como si fuera un microscopio electrónico humano, sino en personajes SD (super deformed o chibi) y de gran tamaño.

Esta habilidad le gana un lugar en el laboratorio de Keizo Itzuki, quien la quiere usar para realizar experimentos sobre alimentos fermentados, especialmente el sake. Mientras tanto, los asistentes del profesor no creen en su poder o lo aceptan y convencen a Sawaki de usarlo con fines lucrativos que terminan siendo un disparo con la culata. El equipo de alumnos y profesor buscan hacer el sake perfecto para revivir la investigación y realizar los sueños del profesor Itsuki.

Al mismo tiempo en el mundo de los microbios, el protagonista es un hongo de fermentación llamado Aspergillius oryzae, que vienen desde el pueblo de Sawaki a la universidad en donde encuentran muchos amigos bacterias y hongos que crecen en el laboratorio y en los dormitorios. Entre sus amigos nuevos se encuentran A.alternata, B. natto, L. yogurti, P. chrysogenum entre muchos otros, cada uno con sus pequeñas historias y funciones. En pequeñas cápsulas, las bacterias juegan juntas, discuten juntas y se multiplican juntas mientras se burlan de los humanos o explican lo que los humanos no pueden.

A mi parecer, Oryzae y las bacterias son lo que hacen a Moyashimon la brillante serie que es. De por sí tenemos suficientes school life para hundir otra vez el Titanic con historias similares sobre protagonistas genericos y aventuras genéricas. Los humanos en Moyashimon si llegan a caer en estas líneas en algunos momentos, sin embargo están sujetos a la comedia de absurdos internacional que te hará reir tanto como a un japonés. Las historias alrededor de ellos llegan a ser interesantes pero no tanto como para absorber a las bacterias.

En sí, lo que hace a Moyashimon tan especial es la interacción que tienen las bacterias que sienten y piensan como los humanos en la serie y tienen un impacto directo en su mundo; sean o no conscientes de eso y el único que puede darse cuenta de todo esto es Sawaki, quien tiene que equilibrar sus relaciones humanas junto con las bacterias que jugetonamente lo acosan a donde vaya y donde vaya. Para mí es más divertido olvidarme de que existen los humanos para sólo ver a las bacterias que bien podrían estar pegadas a la fuerza sobre la narrativa, pero Ishikawa logra evitar eso con una idea simple pero poderosa: Aunque no los veas siempre están ahí.

El estudio produciendo esto es Shirogumi y Tele-Com, de quienes no puedo realmente comentar ya que no encuentro más de su trabajo. La animación de la parte humana es decente sin embargo desechan mucho del detalle del manga para inclinarse a favor de la animación de las bacterias, que fue hecha en 3D. Pero no 3D al estilo Gantz que se ve tan fuera de lugar como Danna Paola en la TNT, sino está bien puesta y hecha al punto de que dejas de notar que es 3D casi desde el primer capítulo y sólo sale a relucir en tomas y escenas que son simplemente imposibles con animación tradicional.

El opening es “Curriculum” por Ifu Sarasa, que por sí misma no es una buena canción. Lo grandioso de este opening es la animación que incorpora a nuestros microbios en total gloria 3D viviendo en el mundo humano real. En este caso la simpleza es lo que hace este opening muy especial y quieras verlo todas las veces sin saltártelo. Por favor, véanlo un ratito y júrenme que no les da ganas de ver esto, además es requerimiento para la parte final de la Navaja.

El ending es justamente lo contrario. Animación poco llamativa contra una canción espeluznantemente buena: Descubran a Polysics, una banda que merece ser reconocida como verdaderamente ecléctica. El ending, “Rocket”, le cae como anillo al dedo a los pequeños microbios que sólo quieren multiplicarse y divertirse.

El manga está editado por Del Rey en Estados Unidos y es de Kodansha así que no esperen encontrarlo tan facilmente en las redes scanlationeras. Los subs del anime tanto en español como en inglés son fáciles de encontrar en Youtube.

También una nueva iteración de Moyashimon reciente acaba de tomar forma en un Live-Action Drama. ¿Y saben qué es lo mejor? Se ve como el opening. ¡Así de buenos son con nosotros los fans! Podremos ver a gente de verdad y estos microbios de nuevo conforme pase este mes ya que todavía está al aire allá en Japón siendo el primer drama de la sección de programación noitaminA exclusiva antes para animé.

Las buenas noticias son que hacen un simulcast entre Fuji TV y Funimation, por cual quien viva en el mundo desarrollado o tenga un web proxy puede verlo completamente legal en la pagina de Youtube de Funimation. Para el resto de los mortales, la transmisión de Funimation nos la da la buena gente de dramacrazy.net.

El drama lleva la misma dinámica que el ánime con el detalle que la parte humana es más sobreactuada y propensa a risas y pasa a tener un segundo plano a comparación de los microbios. Si en el animé fueron 20 microbios, en el drama ya son más de 70 o 100.

Saben lo que opino en ese asunto? Me hace explotar de felicidad. Si alguna vez hicieran un tubo de TNT cargado de felicidad y lo explotaran, ese sería yo cuando me enteré de la existencia de este live action.

En conclusión, Moyashimon es un animé como pocos: Brillante en su propuesta, excelente en su ejecución.

Le doy a este animé mi sello de aprobación con una calificación de 8.5/10.

Categorias
AnimeAnime & MangaMangaReseñas

¡Anime, Videojuegos, Manga, Cine y más! Nos gusta el entretenimiento y más el de Japón ¡Síguenos!

Deja un comentario

*

*