Manga

Reseña: #Manga | Neon Genesis Evangelion

De unos meses a la fecha, uno de los varios manga que se encuentran en el catálogo de Panini es Neon Genesis Evangelion, versión alternativa del ya legendario anime de los años noventa, realizada por Yoshiyuki Sadamoto. A la fecha, se han publicado ya los primeros seis tomos, que cubren (con algunas diferencias) los acontecimientos de poco más de la primera mitad de la serie dirigida por Hideaki Anno.

img_20161230_114849

La historia es lo bastante conocida, pero vale la pena recordar algunas de sus generalidades: en el año 2000 una gran explosión habría causado el derretimiento de una gran parte de la Antártida, ocasionando numerosos trastornos climáticos y sociales que derivarían en la pérdida de más de la mitad de la población mundial. Sin embargo, un golpe de esa magnitud no bastaría para terminar con la raza humana que, para el año 2015 habría logrado reconstruir mucho de lo perdido. En ese contexto, la aparición de los Ángeles constituye una nueva amenaza para la humanidad, pero la agencia especial NERV ha desarrollado un arma para hacerles frente: los Evangelion. El protagonista es Shinji Ikari, un chico de catorce años que es forzado por su padre a convertirse en el piloto del Evangelion 01 y arriesgar su vida en una lucha sobre la que sabe poco, pero que tendrá grandes consecuencias para sí mismo y para la humanidad.

Sobra decir que Evangelion es considerado como un clásico y que ha influido a numerosas series a lo largo de los años, lo que quizá contribuya a explicar su relanzamiento en México. Algunos quizá recuerden que hace algunos años la hoy desaparecida Editorial Vid inició la publicación de esta misma serie, sin haber llegado a finalizarla. En ese sentido, el relanzamiento a cargo de Panini resulta ser una excelente noticia para los fans.

Aunque este relanzamiento fue, durante algún tiempo, uno de mis mayores deseos, confieso que he tenido mis dudas en cuanto a la pertinencia de esta historia en nuestros tiempos. Cuando la serie se emitió por primera vez (y los fans mexicanos aún cazábamos los videocasettes piratas para poder seguirla), el contexto mundial era diferente. La cercanía del año 2000 y las supersticiones que revoloteaban a su alrededor creaban un ambiente propicio para una historia entonces futurista de tintes apocalípticos. En Japón, como he comentado en otro artículo, el ambiente social era de incertidumbre e inquietud y no era difícil para nadie imaginar que una catástrofe como el Segundo Impacto de verdad pudiese ocurrir en los albores del milenio. Sin embargo, en el contexto presente, Evangelion no imagina ningún futuro; para nosotros esos años ya forman parte del pasado. Plantea, en todo caso, una realidad paralela en la que la humanidad ha caído y vuelto a levantarse y seremos testigos, de alguna manera, de la historia de un chico que transitó de un narcisismo fijado en el aislamiento al reconocimiento franco de sus fragilidades y necesidades de afecto. El Apocalipsis que Evangelion anuncia no es sólo un cataclismo mundial; es una crisis existencial en un mundo que privilegia al individualismo y al solipsismo. Puesto así puede que no lo parezca, pero se trata de un mensaje esperanzador, que cuestiona seriamente nuestro egoísmo.

Sobre la edición, puede decirse que ésta cumple con lo esperado en cuanto a la relación entre la calidad y el costo. Cada tomo se vende en $75 pesos y cuenta con la portada y contraportada a color, en un estilo que no dista de los originales japoneses. La nueva edición mexicana pierde las ocasionales páginas a color con las que sí cuenta la versión original, pero esto se explica fácilmente mediante el costo, que es bastante accesible. Vale la pena recordar que los tomos japoneses rebasan los 600 yenes (algo más que 100 pesos). Esta edición está siendo traducida por Edwin Quevedo Hernández que, en mi opinión, es un tanto rigorista, pero suficientemente efectiva. Como extras, la edición mexicana incluye también los comentarios que Yoshiyuki Sadamoto y Hideaki Anno publicaron en los tomos originales, así como la participación de Megumi Ogata, Megumi Hayashibara y Yuko Miyamura, las voces de Shinji, Rei y Asuka respectivamente.

Categorias
Manga

Psicólogo, psicoanalista y especialista en temas sobre Japón, su cultura y su sociedad. Entusiasta de las historias y sus lenguajes.

Deja un comentario

*

*